ACTIVIDADES DE INTEGRACIÓN

Cuando hablamos equipos de trabajo o de un grupo de personas, estamos hablando de individuos con diferentes personalidades, experiencias, cultura, entornos, maneras de ver o interpretar las cosas, con paradigmas, fortalezas, debilidades, habilidades, destrezas, talentos, ansiedades, en fin personas diferentes con perspectivas, puntos de vista e intereses diferentes, de acuerdo a cada momento. Cuando hablamos de integración, la palabra integración etimológicamente se trata de la acción y efecto de integrar o integrarse, es decir, constituir, construir o completar un todo con las mejores partes disponibles identificando las que faltan, sabiendo complementar las diferencias y logrando la mejor versión del resultado para que pasen a formar parte de un todo imaginado, planeado, o propuesto.

Las actividades de integración, por su parte, son un proceso dinámico y multifactorial que supone que la gente se reúna y participe en ejercicios bajo un mismo objetivo, pero que tienen el carácter de motivar y estimular una actitud sincera de entendimiento entre las personas y el propósito de actuar en grupos considerando las características de sus compañeros y aportando valor para el beneficio grupal, tomando los logros del equipo como victorias individuales. En todos los casos, la integración supone un esfuerzo coordinado, una planeación conjunta y la convivencia pacífica entre todos los actores que conforman el grupo, como la única forma donde las partes pueden constituir un todo, aún sin perder su individualidad.

Las actividades de integración deben permitir además, atraer y/o unir a alguien que se encuentra por fuera o aislado sin importar sus características y diferencias, con el propósito de hacerlo parte importante del grupo y del objetivo propuesto, siendo esto, lo opuesto a la discriminación o a ciertos actos de mal gusto en donde algunas personas sufren el desprecio y aislamiento social. Es importante tener en cuenta que para que exista una integración verdadera los individuos deben dejar aun lado todos los prejuicios, miedos, temores o dudas sobre las otras personas.

Es por esto que la integración es una parte esencial de un clima laboral en armonía porque supone que cada miembro de los equipos de trabajo ya no se vea invadido por miedos o inquietudes si no que se libere de ellos y se de a conocer a aquellas personas o realidades que puedan ser distintas a la propia. La integración laboral da cuenta de la capacidad que tiene una persona de incorporarse al mercado del trabajo con relativa facilidad, y este tipo de circunstancia guarda estrecha relación con la promoción de competencias que la empresa y la sociedad necesita; así, cada vez que hablamos de la integración, en los numerosísimos ámbitos de la empresa en que podemos hacerlo, nos referimos a la idea de captar, de sumar, de ingresar porciones, datos, competencias, individualidades, habilidades, destrezas, conocimientos o ideas a un conjunto mucho mayor, en el que, asumimos, tendrían un lugar propio y podrían formar parte de algo más grande y significativo.

Las actividades de integración son métodos que utilizamos en grupos de trabajo para conseguir un objetivo de grupo, con ejercicios que suponen beneficios, dado que permiten aprender de forma divertida e interactuando con otras personas, permiten fomentar el compañerismo mientras se adquieren nuevos conocimientos o se mejoran las relaciones interpersonales, se realizan con la intención de ofrecer unas lecciones ya sean éticas, normativas, educativas o de simple compañerismo, que ofrece a los participantes reflexionar sobre lo que han hecho con la actividad, y que expliquen cómo se sienten. Son muy recurridas en los ámbitos empresariales y de las organizaciones, dado que posibilitan mejorar las relaciones entre los trabajadores, rompiendo barreras interpersonales, y permitiendo trasladar los conocimientos teóricos a un campo más experiencial, favoreciendo así, un aprendizaje significativo, a través del intercambio espontáneo y colaborativo.

SOLICITAR UNA COTIZACIÓN

[contact-form-7 404 "No encontrado"]

ACTIVIDADES

Disponemos de cinco estrategias para mejorar el ambiente laboral a partir de actividades de grata recordación, para mejorar habilidades de comunicación en los equipos de trabajo de su empresa: